ROJO3_edited.jpg

Micaela Bastidas: mujer de temple, inteligente y valiente

micaela-bastidas-portada_edited.jpg

La conmemoración de los 200 años de la independencia del Perú es una fiesta nacional, una oportunidad única para IMAGINAR los retos pendientes del Perú, HACER juntos el país que imaginamos, con nuestras pequeñas acciones que hacen grandes cambios; y CELEBRAR los logros de estos 200 años de vida republicana, valorando la entrega que, en su tiempo, dieron nuestros próceres y precursores, y así forjar una nueva ciudadanía preparada para afrontar los desafíos de este nuevo siglo.

El mes de mayo, mes de nuestra madre María, modelo de virtud, nos encontramos con una gran mujer MICAELA BASTIDAS PUMACAHUA. Ella fue clave para el movimiento independentista peruano como asesora y estratega de su marido, el revolucionario Túpac Amaru II. Micaela ayudó a involucrar a cientos de mujeres indígenas en la lucha contra la opresión del mandato español. Pasó a la historia por su inteligencia, templanza y valentía, pero también por su trágica muerte luego de ser torturada y ejecutada junto a Túpac Amaru II y a su hijo mayor.

Cuántas mujeres como Micaela Bastidas, coherentes con sus ideales, demuestran todos los días a lo largo y ancho del Perú que, viviendo la virtud de la TEMPLANZA que modera y ordena la atracción de los placeres y procura el equilibrio en el uso de los bienes creados, no las doblega la corrupción ni la deshonestidad. Cuántas Micaelas empezamos a reconocer ahora que se abre ante nuestros ojos la posibilidad de pensar que mujeres con nombre propio también forjaron este país libre. Cuántos hombres y mujeres, parejas y familias, luchan día a día por ofrecerles a sus hijos un futuro de libertad e independencia y se autodeterminan libremente hacia su fin último, que es Dios.

Q.F. MADELEINE PILAR LARA MUNIVE

bicentenario.png

Construimos con María caminos de esperanza en nuestro bicentenario

escalera.jpg
mayo.png